Las claves para elegir la TV perfecta para jugar

Si eres aficionado a las consolas de videojuegos o esperas con ganas por ejemplo el próximo lanzamiento de la PlayStation 5, será bueno que tengas un buen televisor o un Smart TV, que te permita no solo ver bien la imagen de la partida que estés jugando, sino que además tenga las conexiones necesarias, así […]
Techlosofy.com

Si eres aficionado a las consolas de videojuegos o esperas con ganas por ejemplo el próximo lanzamiento de la PlayStation 5, será bueno que tengas un buen televisor o un Smart TV, que te permita no solo ver bien la imagen de la partida que estés jugando, sino que además tenga las conexiones necesarias, así como un buen sonido y resolución, para que jugar se convierta en una experiencia inigualable. Veamos entonces a continuación, cuáles son las claves para elegir la TV perfecta para jugar.

A partir de una serie de características muy concretas y también teniendo en cuenta el tamaño del televisor, podremos elegir aquel que sea más adecuado para jugar. Veamos entonces pautas o claves concretas que te ayudarán a tomar la mejor decisión.

La importancia de una buena resolución

Una de las primeras cosas a tener en cuenta a la hora de comprar un televisor para jugar es pensar en la resolución 4K y HDR , especialmente ahora que PlayStation 4 Pro y Xbox One X pueden contar con más y más títulos que admiten esta combinación (sin contar los PC, por supuesto dependiendo de la tarjeta de video que monten).

Un televisor 4K / Ultra HD tiene un panel con una resolución de 3840×2160 píxeles, mientras que uno que sea HDR (para juegos solo hablamos de HDR10, que es el formato más básico de este modo) significa rango dinámico extendido y por lo tanto tiene una mayor extensión entre los puntos Conseguiremos entonces más claros y oscuros de una imagen que pretende ofrecer una experiencia visual lo más cercana posible a la realidad en cuanto a reflejos, colores, tonalidades y picos de brillo.

Para disfrutar plenamente de un videojuego en 4K en consola (pero también en PC), quizás lo mejor sea elegir un televisor que también sea 4K, pero lo cierto que el 4K no es necesariamente obligatorio para jugar ( Switch por ejemplo no va más allá de Full HD e incluso para Xbox One y PlayStation 4, un televisor 4K es superfluo), De todas maneras, la caída constante de los precios y el problema del HDR (los televisores Full HD con HDR suelen desactivar esta función muchas veces) han empujado al mercado hacia los televisores Ultra HD y 4k y además afortunadamente, hay una gran variedad de elección tanto en términos de precios como en términos de tamaño y riqueza de funciones, de modo que una de las primeras cosas que debes pensar es que quizás haya llegado el momento de comprar tu primer televisor 4K.

Las claves para elegir la tv perfecta para jugar

Entradas HDMI y ángulo de visión

Por otro lado, y al margen de la resolución, una de las principales claves para elegir un televisor para jugar será que tenga las conexiones adecuadas, y en concreto será positivo que tenga una buena cantidad de entradas HDMI (que en estos días nunca son suficientes) y el ancho del ángulo de visión. En el primer caso, conviene estar seguro no solo del número de entradas disponibles (normalmente tres o cuatro), sino también del soporte de cada una de estas a formatos HDR con dinámica extendida, ya que no todos los televisores admiten estas funciones en todas las entradas HDMI.

En lo que se refiere al ángulo de visión , hay que tener en cuenta que un televisor LCD se puede ver «en su mejor momento» si estás frente a él, exactamente en el centro. Dependiendo de los modelos, incluso moviéndonos ligeramente hacia los lados (la clásica situación del sofá) se puede percibir una disminución del brillo y una variación en la calidad de reproducción del color. Cuando vayas a ver un televisor en un centro comercial, en definitiva, intenta ver qué pasa moviéndote de lado.

Las claves para elegir tv perfecta para jugar

Ten en cuenta la latencia de entrada

Para vivir una buena experiencia mientras estás jugando frente al televisor, resultan también fundamentales los datos de retraso de entrada o latencia de entrada. Este término indica el retraso entre recibir un comando del controlador de la consola y mostrar la acción correspondiente en la pantalla. Un valor que idealmente debería estar por debajo de 35 milisegundos para poder jugar sin problemas, especialmente juegos online competitivos. Afortunadamente, la mayoría de televisores Smart TV que encontramos actualmente en el mercado, suelen incluir un modo o funció de juego, (incluidos los modelos OLED) y su propósito es eliminar filtros y procesos de video para mantener la señal proveniente de la consola / PC tan rápido como sea posible.

Las claves para elegir la tv perfecta jugar

Dimensiones del televisor

No nos olvidemos tampoco de las dimensiones. Hoy en día existen televisores 4K asequibles de 55 y 65 pulgadas , mientras que los afortunados también pueden plantearse comprar modelos de 70, 75 e incluso 85 pulgadas, dimensiones que hace solo unos años eran prerrogativa exclusiva de los proyectores.

Entender cuál es el tamaño “adecuado” para un televisor depende de muchos aspectos, algunos subjetivos (espacio disponible en el salón, hábito de visionado), otros más técnicos. En este sentido, no es muy inteligente comprar un televisor 4K de 55 pulgadas si la distancia de visualización es de cuatro metros: a esa distancia no percibirías el aumento de resolución que trae el 4K . La fórmula para elegir el televisor adecuado es bastante simple:la distancia de visualización óptima es 1,5 veces la diagonal de la pantalla , por lo que una diagonal de 55 pulgadas (138 centímetros) es ideal para quienes tienen el sofá a dos metros de la pantalla. Pero luego intervienen los gustos personales: a muchas de las personas que utilizan el televisor principalmente para jugar, les encanta tener un campo de visión «agradable y completo» e incluso envolvente, por lo que no te extrañe que si vas a una tienda y les dices que buscas un televisor que te sirva expresamente para jugar, te recomienden un televisor de unas 65 pulgadas como mínimo y que acabes poniéndote a unos dos metros de él ya que notarás como a esa distancia, la experiencia de juego resulta sin duda alguna increíble.

Las claves para elegir tv perfecta jugar

Precio

Por último no nos olvidemos de la inversión o precio que requiere un buen televisor para jugar. Por suerte y como hemos mencionado, los precios han bajado bastante en los últimos meses, de modo que un buen Smart TV con resolución 4K y un tamaño de entre 55 y 65 pulgadas se puede comprar perfectamente por un precio de entre 600 y 800 euros.

Artículos de interés:

5
5.00 - 1 Voto

También te puede interesar